lunes, 5 de septiembre de 2016

Reseña: 'Dados de cristal'



Autor: David F. Cañaberal

Obra: Dados de cristal

Saga: Ciudad Fortuna

Editorial: Autopublicado

Año de publicación: 2009-2010, 2013-2014 (Explicado por el autor)

Formato: Ebook

Resumen: Ciudad Fortuna es arcana, misteriosa, legendaria y atrayente. Es una urbe ficticia que se podría ubicar perfectamente en nuestra época. Representa un mundo gobernado por la suerte, una energía de normas estrictas y veredictos inexorables, cuyo auténtico influjo es desconocido por la mayoría.En este mundo, Alexander Berkel ha recibido la peor de las maldiciones: ser gafe. Creció en un orfanato, donde él sospecha que su familia le abandonó debido a su tara. Apenas recuerda nada de su primera infancia, solo escenas e instantes fugaces. Héctor Berkel, un gafe igual que él, le adoptó, le enseñó a dominar sus poderes y le dio su apellido, su amor y su familia, pues era padre de una niña. Héctor murió en 2008.En 2013, Alexander recibe una oferta de la Organización Heptágono, la institución que, desde la cuasi clandestinidad, controla la suerte en el mundo. Desean que investigue el denominado “caso azafrán”: la muerte de varias personas de los barrios pobres a causa de una nueva droga, apodada “azafrán”. A cambio de encontrar y gafar al culpable de estos actos, prometen desvelarle la identidad de su familia biológica.En la Organización Heptágono, Alexander conoce a tres figuras de objetivos ambiguos: Selena Myers, una atractiva mujer que enseguida le seduce; Ismael Wagner, el director de esta institución, quien parece pretender protegerle; y Ricardo Varone, el poderoso y maquiavélico alcalde de la ciudad.En el transcurso de su investigación, Alexander contará con la ayuda de Irene Berkel, su hermana adoptiva. Conocerá a Luka Miller, un enfermero de la ciudad, conectado con los mayores misterios de la suerte. Y se enamorará de Lara Varone, la preciosa hija del alcalde, una joven de suerte elevada.Siete datos de cristal jugarán un papel clave en el misterio. Y Alexander, ¿logrará eludir el influjo de los siete dogmas que rigen la suerte en el mundo?¿Conoces la verdadera suerte? ¡Descubre Ciudad Fortuna!

David F. Cañaveral vuelve a coger la máquina de escribir para autopublicar su segunda novela Dados de cristal, que será la primera parte de la saga Ciudad Fortuna. Se trata de una novela de ciencia ficcióncuya trama se desarrolla en una ciudad imaginaria en la que la suerte domina la forma de vida de los habitantes, Ciudad Fortuna.

Lo primero que debo decir es que el argumento es muy original. El autor ha convertido un concepto tan ancestral pero tan rutinario como la suerte en la materia prima que configura el argumento de la novela. La suerte lo mueve todo en Ciudad Fortuna, especialmente la vida de Alexander, el protagonista, que al ser gafe es temido y repudiado como si tuviera una enfermedad infecciosa. La novela capta nuestra curiosidad desde el principio. Además del mundo que crea el autor, tenemos ante nosotrosuna historia llena de misterio: el protagonista tiene amnesia, y accede a investigar el "caso azafrán" porque a cambio la organización Heptágono le proporcionará información sobre su pasado. De modo que el lector en primera instancia quiere saber cuáles son los recuerdos de Alexander, si logrará recuperarlos, quién es el culpable de las muertes del "caso azafrán", en qué consiste ser un gafe, de qué mujer acabará enamorándose Alexander... Todos esos misterios que nos enganchan a leer no están solo al principio, en el trascurso de la historia hay muchos más. Hay muchos personajes y están muy bien caracterizados tanto psicológica como físicamente, tanto héroes como antihéroes y personajes secundarios. Me ha gustado especialmente que la novela trata con naturalidad el tema de la homosexualidad, tanto personajes principales como secundarios son homosexuales. Otra cosa buena es que se nota queel autor ha realizado un arduo trabajo al escribir la novela. Ha creado un pequeño universo en el que ha confeccionado cada escenario, personaje y prenda de vestir al milímetro; de hecho, al principio de la novela tenemos un pequeño plano de Ciudad Fortuna, y en la historia se irán mencionando los nombres de las calles. Cada escena está bien pulida y descrita al detalle (incluídas las escenas eróticas).

A pesar de estas grandes virtudes, hay que reconocer que la acción de la novela transcurre de una forma bastante lenta porque hay un exceso de descripciones innecesarias. Esto puede gustar a los lectores a los que les agrade el detallismo para meterse mejor en el universo literario, pero en mi caso reconozco que me he saltado algún que otro párrafo sin que esto condicionara el argumento. La relación amorosa entre Alexander y Lara (la chica de ojos negros), me ha parecido bastante inverosímil, pues consiste en un "amor a primera vista"; literalmente además, pues el único contacto que tienen en un principio es visual. Me resulta poco realista que habiéndose visto solo tres veces a lo lejos y habiendo tenido una sola conversación de "hola y adiós" ya estén encaprichados hasta las trancas.

Los lectores más fieles de la ciencia ficción, si saben tener paciencia con el lenguaje descriptivo, tienen una cita obligada con Dados de cristal. Tengo mucha curiosidad por leer la próxima entrega de la saga Ciudad Fortuna.