lunes, 5 de septiembre de 2016

Reseña: 'Linderiun Tesarien Racem: La invasión de los sombríos'



Autor: Jordi Villalobos

Obra: Linderiun Tesarien Racem: La invasión de los sombríos

Editorial: Autopublicada

Ilustración: Sarima

Formato: Ebook y papel

Número de páginas: 357

Resumen: [Amazon] Todas las razas de Frienia se ven amenazadas por un terrible hechizo que inició el malvado magoMazorik hace unos dos mil años. Humanos y orcos deben cambiar su guerra por alianza para no sucumbir ante los sombríos de Elenir. La princesa orco Lirieth y el príncipe humano Syriel se ven obligados a ser el sello de esa alianza, pero ... ¿Puede nacer en ellos un verdadero amor? ¿Qué misterio esconde la princesa Lirieth? Descubre lo que hay detrás del peor hechizo de magia negra que puede existir: linderiun tesarien racem.

Resumen de la contraportada del libro:
Personalmente, me quedo con la sinopsis escueta de Amazon que estimula el interés del lector hacia el libro. El resumen de la contraportada me parece que da demasiados detalles de la novela y le resta intriga.

Jordi Villalobos es un autor independiente español dedicado al mundo de las tecnologías de la información que ha debutado en el mundo de la fantasía con esta novela Linderiun Tesarien Racem: La invasión de los sombríos. Actualmente está trabajando en la continuación de esta obra.

La invasión de los sombríos es una obra de ficción que se sitúa en los géneros de la fantasía, la aventura y el romance (Amazon la cataloga como infantil y juvenil pero no estoy de acuerdo con esta clasificación). Sitúa al lector en el mundo imaginario de Frienia (de inspiración medieval) en el que conviven las siete razas principales: orcos, humanos, elfos, gigantes, enanos, medianos y sombríos. También existen otros animales fantásticos como los dragones o los unicornios. Sin embargo, algunas de estas razas no se llevan bien y hay guerras constantes. Tras años de guerra, orcos y humanos deciden sellar una alianza mediante el matrimonio de la princesa orco Lirieth y el príncipe humano Syriel. Sus reinos unificados pronto entrarán en otra guerra contra los sombríos.

Si hay algo que me ha gustado del libro han sido las detalladas descripciones. No es nada fácil inventar un mundo propio de la nada con sus reglas naturales, sus jerarquías de poder y demás mecanismos, por lo que Villalobos tiene el mérito de haber conseguido introducir a sus lectores en el universo de Frienia mediante mapas, glosarios y magníficas descripciones. También le reconozco al autor el haber sabido barajar a una gran cantidad de personajes y forjar relaciones entre ellos sólidas y creíbles.

Lo mejor de Linderiun Tesarien Racem es, en mi opinión, la forma en la que se solapan dos historias completamente diferentes: por un lado la historia de Syriel y Lirieth contra los sombríos y por otra la historia de los alumnos de Mazorik. Villalobos, lejos de distraer al lector y confundirlo, leofrece dos lecturas al mismo tiempo que hacen que las acciones transcurran de forma rápida y amena. Es imposible aburrirse de una escena porque en seguida el escritor te cambia a otra escena totalmente diferente.

Si tengo que buscar defectos a esta obra, me veo obligada a reportar la supremacía de los personajes masculinos sobre los femeninos. Aunque Lirieth y Elenir se salen de la regla, en este mundo fantástico la guerra y las altas esferas de poder suelen corresponder a los hombres. Esto podría justificarse teniendo en cuenta que Frienia se ambienta en un mundo medieval, y que como tal las mujeres no disponían de los mismos roles que los hombres, pero sabiendo que en el medievo real tampoco era verosímil la existencia de dragones, orcos y elfos creo que el autor podría haber abierto un poco la mano. Al margen de la cuestión del rol femenino de amante, madre y compañera (que cumplen todas las mujeres salvo Elenir y Baldia, porque su rol es el de malvadas y traidoras), es indudable que la aparición de personajes femeninos es muy inferior cuantitativamente a la de personajes masculinos. En una novela coral con multitud de personajes primarios y secundarios cabría esperar que hubiera más de cuatro mujeres importantes en la novela (Lirieth, Elenir, Baldia y Marlen), el resto de seres femeninos se corresponde con hembras de animales (yeguas, dragonas, "unicornias"...). Incluso me han faltado mujeres que tuvieran la mera función de atrezzo, pues se mencionan a innumerables reyes y casi nunca van acompañados de una reina, aunque sea solo por verosimilitud visual. Con esto solo pretendo hacer una crítica constructiva. El autor ha de tener en cuenta que la mayor parte del público lector es femenino (la mayor diferencia se presenta entre la población con estudios secundarios, con un 67,3% de mujeres [Fuente: El confidencial]) y esto se acrecenta aún más en los géneros de fantasía, novela negra y erótica. Un buen consejo para los escritores es que su público objetivo se sienta representado, y en mi caso he sentido que para disfrutar de la novela he tenido que trasladar mi empatía a prácticamente todos los personajes masculinos. Que la igualdad de género, además de otorgar calidad moral a las obras aumenta sus ventas es un hecho que podemos comprobar en la popularidad de las obras fantásticas de J. K. Rowling y Laura Gallego.

Con todo me parece una obra muy entretenida que se deja leer con facilidad.

Si te ha interesado, puedes adquirirla en el siguiente enlace: Linderiun Tesarien Racem: La invasión de los sombríos